Cogiendo en el motel en Aconchi

218
Share
Copy the link

Me dice que nos tenemos que llevar bien porque va a estar en mi casa con mi padre un chingo de tiempo. Cogiendo en el motel en Aconchi.Esta pareja en cuestión le dicen que ya no cogen tantas veces como cuando eran chamacos y quieren hacer algo nuevo para reavivar la llama de nuevo. Cierra los ojos mientras sus manos agarran con fuerza la riata del amante y se retuerce de placer cuando le meten los dedos en su raja peluda. Los padres no la conocían pero pensaron que entendería mejor a su hijo. Mi pendeja preferida se pasea con su bonita lencería blanca por la piscina y yo voy detrás de ella como un perro salido con una erección que se me sale del bañador.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.