Cogiendome a la comadre en San Miguel Tenango

107
Share
Copy the link

Cuando llego estresado del trabajo y me encuentro a mi preciosa esposa sin hacer nada le digo que me ayuda a despejar la cabeza y que me coma los huevos con su lengua hÚmeda. Cogiendome a la comadre en San Miguel Tenango.Se pone pensativa esperando una buena verga en su boca y cuando llega la pinga su pequeña boca se abre del todo para dar cabida al vergon del wey que se la coje bien duro. Por suerte tengo a mi amante de confianza que siempre está listo para mí y me trago su gran verga mientras juego con mi lengua con ella.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.