Cojiendo a la maestra en San Miguel Peras

133
Share
Copy the link

Cuando están en la casa la pendeja se mete la verga en su boca todo lo que puede y el wey la agarra de las coletas y mete la pinga en su pequeña boca. Cojiendo a la maestra en San Miguel Peras.La mueve como a una muñeca y la posiciona para chuparle la verga al wey y se la traga sin usar las manos. Cuando llego y abro la puerta de la habitación ya me la encuentro con ese vestido corto y todo su trasero abierto para mí. Ese vestido corto que esconde un tesoro es lo que quiero cojerme.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.