Sexo con mi compadre en Hueyapan

52
Share
Copy the link

Me dice que quiere coger conmigo salvajemente y no tardamos en ir a su habitación para que le meta la pinga. Sexo con mi compadre en Hueyapan.El empieza un ritmo mas rápido hasta que logra acabar sobre el culo de su pareja. Era una pendeja bien chingona con unos pechos bonitos y un pelo negro que le caía en cascada por su espalda que la hacía bastante bonita. Le agarro la coleta para embestirla más fuerte y la pendeja llora por el castigo recibido. Solo aparece en mi casa cuando quiere que le den duro y ahora mismo la tengo en la cama con ganas de marcha.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.